El conseller de Educación y Universidad, Martí March, ha prometido este miércoles la convocatoria de oposiciones a nivel de primaria y secundaria en los años 2017 y 2019 de más de 400 plazas cada una con el objetivo de "recuperar lo perdido en educación".

Éstas son dos de las medidas incluidas en un documento que busca, además de recuperar los derechos perdidos en educación, "poner las bases de un sistema estable, dar respuesta a las reivindicaciones de la comunidad educativa y mejorar de forma clara nuestro sistema educativo".

El conseller no ha detallado qué cifra de plazas se ofertarán, si bien ha señalado que, debido a la tasa de reposición, "400 personas sería lo mínimo, pero no nos conformamos". "Deben ser muchas más", ha añadido en relación a las convocatorias de oposiciones antes de destacar que han pasado seis años sin que se hayan convocado oposiciones en Baleares. En cualquier caso, ha añadido que es un tema que se debe negociar.

El documento con todas las medidas se presentará este jueves a las 16.00 horas a los comités de huelga, si bien el conseller ha matizado que estas iniciativas se llevarán a cabo con independencia de si la huelga se mantiene porque "es nuestro compromiso político recuperar lo perdido".

March ha señalado que este texto representa un "punto de partida" y ha explicado que las convocatorias de oposiciones buscan disminuir el alto porcentaje de interinos que tiene la comunidad, actualmente del 25%, para que éste se aproxime al 10%, una cifra que la Conselleria ve "adecuada".

(

Habrá ampliación)