La Audiencia Nacional ha logrado decomisar, según ha adelantado este viernes la Cadena SER, el 'botín' de Ignacio González en Colombia. Se trata, en concreto, de 5,4 millones de dólares en metálico que ocultaba en cuentas a nombre de sociedades tituladas por testaferros, además de algunos inmuebles pendientes de tasar. Todo ello en el marco de la operación Lezo.

Localizar este 'botín', que el expresidente de la Comunidad de Madrid habría amasado a través del Canal de Isabel II, ha sido decisivo para que el político pudiera salir en libertad condicional, puesto que disminuye el riesgo de destrucción de pruebas y el riesgo de fuga.

Para los investigadores, Ignacio González, junto a Edmundo Rodríguez, filial latinoamericana del Canal, se benefició ilícitamente del patrimonio de la Comunidad de Madrid, mediante el "abuso de su posición". La capital, en concreto, era el centro de decisión delictiva de los imputados, que utilizaban diferentes países de Sudamérica como Colombia, Brasil, Panamá y República Dominicana para ejecutar sus actividades.