El acto, celebrado en el Salón de Plenos bajo la presidencia del alcalde, José Manuel Bermúdez, constituye la culminación de un procedimiento selectivo en el que se inscribieron originalmente 548 personas.

De los veintidós nuevos agentes, 20 son hombres y 2 mujeres, la edad media del grupo es de 30,6 años y todos poseen competencias lingüísticas en un idioma extranjero.

Al finalizar la toma de posesión, Bermúdez se dirigió a los nuevos funcionarios, a los que felicitó en nombre de todos los chicharreros por su incorporación a la Policía Local más veterana de Canarias y deseó suerte en su cometido.

Durante su intervención, el alcalde señaló que "van a engrosar en una administración y en un cuerpo con todas las prerrogativas reservadas al personal funcionario de esta Casa, pero también con todas las obligaciones prescritas para un servidor público".

"Obligaciones -añadió- que en su caso son mayores, si cabe, por la propia naturaleza de las funciones que van a desarrollar".

Bermúdez aseguró, en esta línea, que el Ayuntamiento seguirá trabajando para que la Policía "realice el mejor servicio posible, invirtiendo en mejoras materiales y en el incremento de efectivos para garantizar la máxima seguridad a todos los vecinos, para que se sientan protegidos y también escuchados y auxiliados".

La primera teniente de alcalde y concejal de Seguridad, Zaida González, se pronunció también en similares términos y señaló que la incorporación de estos nuevos agentes confirman el "fortalecimiento" progresivo del cuerpo de seguridad a lo largo del actual mandato, "algo que anunciamos y que estamos cumpliendo".

Por su parte, el concejal de Hacienda y Recursos Humanos, Juan José Martínez, enmarcó la incorporación de los nuevos funcionarios en la creciente oferta pública de empleo del Ayuntamiento, que pretende la mejora de las plantillas, no solo a nivel cuantitativo, sino también en la reducción de la interinidad o la temporalidad.

Los nuevos funcionarios obtuvieron el pasado 7 de abril las acreditaciones profesionales preceptivas para la prestación de servicio en las vías públicas del municipio.

La primera fase constó de unos cuatro meses y medio de formación en la Academia de la Policía Canaria, en los que abordaron materias relacionadas con el tráfico, las ordenanzas municipales y técnicas de seguridad ciudadana.

Una vez culminado este período, su formación práctica se desarrolló en el día a día del cuerpo policial.

723 ASPIRANTES EN LA NUEVA CONVOCATORIA

Además de la convocatoria, el Ayuntamiento abrió el pasado mes de agosto otra para la cobertura de 20 plazas por sistema de oposición, incluidas en la Oferta de Empleo Público correspondiente al ejercicio 2016, con el objetivo de dar cumplimiento al compromiso de mejora y actualización de la plantilla de funcionarios policiales de la capital, lo que redundará en un mayor y mejor servicio de atención y seguridad a los ciudadanos.

Estas plazas pueden aumentar eventualmente para la cobertura de las jubilaciones de agentes que se produzcan en el proceso.

Precisamente, hoy se publicará la lista de admitidos en la convocatoria, cuyo número asciende a 723.

La veintena de plazas ofertadas pertenecen a la escala de Administración Especial, subescala de Servicios Especiales y clase de Policía Local, Escala Básica, Grupo de clasificación profesional C, Subgrupo C1.

PRÁCTICAS DE 1.200 HORAS

La selección se llevará a cabo mediante el sistema de oposición libre y el proceso selectivo constará de tres fases: oposición, curso selectivo y periodo de prácticas.

La fase de oposición constará de pruebas de aptitud física, psicotécnica, conocimientos, idiomas y reconocimiento médico. Los primeros exámenes tendrán lugar entre diciembre y enero.

Los aspirantes que hayan superado la fase de oposición y hayan sido nombrados como funcionarios en prácticas deberán superar los respectivos cursos selectivos que imparte el órgano competente de la Comunidad Autónoma.

Asimismo, los aspirantes que hayan superado el curso selectivo realizarán un período de prácticas de 1.200 horas de servicio efectivo en el Ayuntamiento.

Durante el desarrollo del curso selectivo, los funcionarios en prácticas percibirán una retribución equivalente al sueldo y pagas extraordinarias correspondientes al grupo C, Subgrupo C1, en el que está clasificado el cuerpo o escala en el que aspiran ingresar.

Finalmente, concluido el proceso selectivo, los aspirantes que lo hubieren superado, cuyo número no podrá exceder en ningún caso al de plazas convocadas, serán nombrados funcionarios de carrera mediante resolución que se publicará en el Boletín Oficial de la Provincia, adjudicándosele destino.

La toma de posesión deberá efectuarse en el plazo de un mes, contado desde la fecha de publicación de su nombramiento en el Boletín Oficial de la Provincia.