El Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital ha afirmado que "está estudiando" las solicitudes de cierre presentadas por Iberdrola para sus plantas térmicas de Lada (Asturias) y Velilla (Palencia) y ha reiterado que su "voluntad" es la de aprobar una normativa para regular el cierre de las centrales de generación eléctrica.

Fuentes del Ministerio señalaron a Europa Press que dependerá del apoyo con que cuente el Gobierno del resto de grupos políticos para que esta normativa sea plasmada en un real decreto o un decreto ley.

El ministro de Energía, Álvaro Nadal, que ha buscado los apoyos parlamentarios de PSOE y Ciudadanos para regular este cierre de centrales a través de una ley, aunque sin éxito, ha reiterado en varias ocasiones que esta decisión no puede depender únicamente de las empresas porque influye en la configuración del 'mix' energético, un tema que debe ser competencia del Parlamento y el Gobierno.

Iberdrola anunció este viernes que ha solicitado al Ministerio de Energía el cierre de las plantas térmicas de Lada (Asturias) y Velilla (Palencia), decisión con la que completará el proceso de clausura de todas sus centrales de carbón en el mundo.

Estas dos plantas suman una potencia conjunta de 874 megavatios (MW) y la petición de cierre que no afectará al empleo, añadió la compañía energética.

Asimismo, indicó que el cierre de estas plantas no incidirá en la seguridad del suministro eléctrico -la compañía cuenta con 5.695 MW de capacidad de respaldo en ciclos combinados de gas-.

Iberdrola enmarca esta decisión dentro de su apuesta por las energías limpias y por acelerar su compromiso de reducción de la intensidad de emisiones de CO2 en un 50% en el año 2030 respecto a los niveles de 2007.