El ex presidente del Gobierno español José María Aznar aseguró el jueves que en Buenos Aires que uno de los problemas más importantes en Latinoamérica es que sus instituciones son "más débiles" que las europeas y, por lo tanto, "el equilibrio democrático es también más débil".

Así lo expresó en la presentación de su libro 'Cartas a un joven español', en el que ha sintetizado sus ideas sobre los grandes temas de su pensamiento político, como la nación española, la libertad, el terrorismo, el relativismo o la familia.

"El juego institucional es básico, los países son más fuertes y sólidos cuanto más fuertes y sólidas son sus instituciones", aseguró el dirigente conservador, que mañana, viernes, intervendrá en un seminario organizado por la Fundación Libertad en Rosario (a unos 320 kilómetros al norte de Buenos Aires).

Masoquismo histórico

Aznar confesó además que los españoles tiene una "cierta inclinación al masoquismo histórico" y a flagelarse, pero él se declaró orgulloso de su nacionalidad porque "España es una de las pocas naciones que ha dejado huella en la historia".

"Nos creímos las leyendas que otros construyeron sobre nosotros", declaró el que fue presidente del Gobierno de España entre 1996 y 2004, a quien le preocupa que una sociedad se aburra "de la normalidad democrática". "Lo que a mí me preocupa a veces de la situación en algún país es que se aburran de la normalidad, la aburrida normalidad democrática", agregó.

"Yo me apunto a la aburrida normalidad democrática durante varios siglos, porque realmente prefiero eso a las alteraciones que evidentemente hacen que la vida institucional en los países sea mucho más débil", concluyó. Según Aznar, "Cartas a un joven español" es "un libro optimista" que desafía lo políticamente correcto, algo que al político le "encanta" y "divierte mucho", dijo.