La salida de Cristiano Ronaldo ha dejado un vacío irremplazable en el Real Madrid. No obstante, el vigente campeón de Europa está "obligado" a sondear el mercado, y una de las piezas más apetecibles es sin duda Eden Hazard. El futbolista del Chelsea ha mostrado en más de una ocasión su deseo de vestir de blanco, y a eso hay que sumar su actual situación en el equipo londinense, con el que no disputará la próxima temporada la Liga de Campeones, terminando además contrato en 2020.

Es lógico pensar que Hazard, a sus 26 años, esté buscando un nuevo estímulo. Para Roman Abramovich, además, es el momento de escuchar una oferta por él que se ajuste a su valor de mercado, ya que esperar doce meses provocaría que su salida se pueda producir por mucho menos dinero, teniendo en cuenta que a sólo un año para la finalzación de su contrato, será más difícil apretar al club comprador.

Al término del encuentro entre Bélgica e Inglaterra, en el que Hazard ha brillado —anotando el segundo tanto— y con el que los diablos rojos han conseguido auparse a la tercer puesto en Rusia 2018, la mejor clasificación de su historia, el crack belga ha sido franco con respecto a su futuro: "Después de seis años maravillosos en el Chelsea, es momento de descubrir algo diferente. Realmente, después de esta Copa del Mundo, puedo decidir si quedarme o no, aunque es el Chelsea quien tiene que tomar la decisión final. Vosotros sabéis perfectamente mi preferencia".