Su sitio preferido es el segundo plano, detrás de las sonrisas de Gemma, Thais o Andrea. Allí se coloca, cámara en mano, y graba cada uno de sus ejercicios. Luego, los repasarán mil veces. Mayuko Fujiki ya lleva cinco años con el equipo español de sincronizada, formando parte del cuerpo técnico que lidera con mano de hierro Ana Tarrés.

"En 2002, durante unos campeonatos estuve charlando con Ana y me ofreció la posibilidad de irme con el equipo español. Llegue en 2003 y aún sigo aquí", recuerda risueña Mayuko, bronce olímpico durante su época de nadadora.

"Japón tiene mucha tradición en la sincronizada y yo estoy aquí sobre todo para aportar cosas en la parte técnica, porque en otras facetas tienen aptitudes de sobra". ¿Qué facetas? "En su expresividad y su adaptación a la música. Las españolas pueden hacer cosas que no hace nadie. Sale una japonesa y tiene que nadar con su música, sale una rusa e igual, pero Gemma o Andrea pueden adaptarse a cualquier música. Tienen flexibilidad para todo y su ejercicio es el más original".

Pero no es sólo una razón, digamos deportiva, la que condujo a Mayuko hasta España y al equipo de sincro. "La mentalidad japonesa nos viene muy bien", asegura Gemma Mengual,"las españolas, por nuestro carácter, somos una montaña rusa, a veces contentas, a veces enfadadas. Es entonces cuando Mayuko pone un poco de orden a este gallinero de locas, con su mentalidad y su constancia".

Mayuko acapara tantos periodistas como las propias nadadoras. "En Japón es muy famosa, nos hizo grandes", nos cuenta una periodista japonesa. Algo parecido a lo sucedido en España: "El nivel de las chicas ha mejorado muchísimo en pocos años, gracias a la labor de Ana Tarrés". A Mayuko se le olvida incluirse en la lista de responsables del éxito de este deporte que nos dará medallas en Pekín. No en vano, ya tiene una pequeña parte de española: "Me encanta el sol y la gente. Soy feliz en España, mucho".

Si vivirá para sus chicas que el día que el equipo español superó al japonés, Mayuko Fujiki no pudo dejar de llorar.