Según informa la Subdelegación del Gobierno, mientras los funcionarios de la Policía Nacional se encontraban en la zona desarrollando sus funciones de prevención, observaron a varios jóvenes

en la vía pública que al percatarse de la presencia policial, escondieron rápidamente las sustancias que estaban consumiendo.

Los agentes procedieron a la identificación y cacheo de seguridad de dichos jóvenes, localizando entre sus efectos distintos útiles para el consumo de sustancias estupefacientes, así como pequeñas dosis de las mismas, siendo todo ello intervenido por la Policía Nacional.

Entre los efectos de uno de los jóvenes, había dos tipos de sustancias, hachís y marihuana, separadas en bolsas independientes destinadas a la venta, así como instrumentos de pesaje.

El presunto autor de los hechos ha reconocido que los efectos intervenidos eran suyos, por lo que se ha procedido a su detención y traslado a dependencias policiales.