Las máquinas manipuladas son las que expiden los tickets de la zona de estacionamiento restringido y a la vez acumulan el dinero recaudado en su interior, según han informado desde el Ayuntamiento a través de un comunicado.

El robo, producido con violencia, se ha realizado en los parquímetros situados en las calles Compositor Lehmberg Ruiz y Rachmaninov. Para acceder a la recaudación utilizaron un taladro en la cerradura de la máquina y forzaron la puerta de acceso.

Las pérdidas por el robo sufrido en las máquinas, mediante la técnica de butrón, se evalúan en 2.771,20 euros, ya que al dinero sustraído de la recaudación de los parquímetros hay que sumar los desperfectos ocasionados en los aparatos.

Ante la posibilidad de nuevos robos, la Policía Local ha puesto dispositivos de vigilancia en las zonas SARE de la ciudad, para evitar que se vuelvan a repetir los hechos ocurridos.