En la sentencia, a la que ha tenido acceso Europa Press, el alto tribunal acuerda desestimar los argumentos esgrimidos por el acusado en su recurso de casación contra la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), que en octubre de 2015 ya desestimó íntegramente el recurso de apelación interpuesto por el procesado contra la sentencia del tribunal con jurado de la Audiencia Provincial de Cádiz, confirmando la misma en todos sus extremos.

Según relatan los hechos probados, el suceso tuvo lugar sobre las 21,30 horas del 30 de julio de 2013, cuando el acusado se encontró con la víctima en la puerta de una casa de la barriada algecireña de La Bajadilla.

Así, tras haberse producido una discusión entre la esposa del acusado y la víctima, una vez que éste se había ido del lugar, el condenado se aproximó por la espalda y le propinó un golpe "brutal" en la cabeza con una botella de cristal que tenía que estar llena. La agresión causó lesiones a la víctima que le provocaron la muerte horas más tarde.

Se destaca en la sentencia que el condenado actuó de forma sorpresiva, aprovechando de forma consciente que la víctima se encontraba de espaldas, de manera que no pudiera defenderse.