En rueda de prensa, Bueno se ha centrado en un dato "oficial" para aclarar que, desde enero de 2012 y hasta enero de 2016, "son 1.270 sanitarios menos los que tiene la provincia", mientras que en Andalucía "son 5.556", lo que significa que "el 23 por ciento de esa cantidad corresponde a Sevilla". "La situación cada año empeora más y no parece que vaya a mejorar", ha agregado.

Para el presidente del PP de Sevilla, este dato se "justifica" con el plan sanitario de verano para Andalucía y la provincia de Sevilla, "que consiste en cierres de centros de salud, en reducciones de jornadas, en menos personal sanitario y menos horas de atención a los que acuden a los hospitales", ha asegurado.

En la misma línea, ha recalcado que el PP defenderá el interés de los ciudadanos y propondrá las iniciativas "que sean necesarias para que este plan de salud, que empeora cada verano, no se lleve a cabo, sino que se aumenten los efectivos para que la atención sanitaria se vea reforzada".

La diputada del PP Patricia del Pozo se ha sumado a las palabras de Bueno y ha dicho que "todos los veranos hay que pedir la comparecencia del consejero de Salud para que aclare los entresijos de este plan de verano que viene a estropear un poquito más nuestra asistencia sanitaria".

Asimismo, ha informado de que el próximo 19 de julio está prevista la comparecencia del consejero para que "aclare de paso la situación en el resto de provincias". Del Pozo ha indicado que, tras esta intervención, el partido tiene previsto presentar una iniciativa para que se refuercen todos los servicios sanitarios de la provincia de Sevilla, ya que "no se puede permitir un plan que todavía reduzca más los servicios sanitarios de los que se dispone".