Para pintar tu vehículo de forma gratuita tienes que solicitar la cobertura de daños propios del seguro que solo podrás tener si contratas una póliza a todo riesgo, según informa arpem.com.

Dicha cobertura se hace cargo de reparar tu vehículo cuando tú eres el culpable de un siniestro o cuando ha habido un siniestro sin contrario culpable, cuando ha habido vandalismo o cuando te has dado un golpe al aparcar, entre otros motivos.

Un número de años mínimo

Como condiciones para que algunas aseguradoras te cubran la opción de repintar el vehículo, y siempre que tengas una póliza a todo riesgo, tienes que estar un número mínimo de años con dicho seguro y que no hayas declarado anteriormente ningún parte con culpa.

A continuación, una tabla de las compañías que dan la opción de esta cobertura con el mínimo de años necesario y con ciertas condiciones.

Cuando no se cumplan las condiciones, un perito de tu compañía analizará cómo está el vehículo y cuál ha sido el alcance del siniestro. "Si tu coche presenta pequeños golpes y arañazos en varias piezas de la carrocería, el perito -con casi toda seguridad- dictaminará que son consecuencia de varios siniestros y, por lo tanto, tendrás que dar un parte para cada pieza".

Las aseguradoras dividen el vehículo en cinco zonas: el techo, la trasera, las dos laterales y el frontal. Por tanto, si quisieses pintar el coche en todas las zonas, tendrás que declarar hasta cinco partes.

Si has sido el responsable de un accidente tienes que dar un parte a tu compañía y será un perito quien analice los daños y si son de un único siniestro. Autorizará que se reparen las zonas dañadas y que se pinten del color originial del vehículo, todo en un único parte.

Si das muchos partes...

Si tienes un todo riesgo sin franquicia, la compañía pintará el coche, pero podrías recibir una penalización en la prima del seguro cada vez que declares un parte.

Si tu seguro es con franquicia, tendrás que costear la cifra que acordaste con tu seguro cuando firmaste el contrato. El resto lo cubrirá tu seguro, pero cabe la posibilidad de que la prima suba al renovarse. Si la suma de las franquicias supera el precio de la reparación tendrás que pagar de forma íntegra los costes de reparación sin asumir las subidas del precio de renovación.