El ministro de Finanzas portugués, Mário Centeno, se ha impuesto al resto de candidatos y ha sido elegido este lunes nuevo presidente del Eurogrupo, el foro de ministros de Economía y Finanzas de la eurozona.

Centeno, que asumirá el próximo 13 de enero, asegura que apuesta por "generar consenso" entre los países de la moneda única. Así, afirmaba antes de la reunión que se ha presentado como aspirante "de forma muy constructiva para generar consenso en el Eurogrupo". Sus competidores eran el eslovaco y también socialista Peter Kazimír, así como la  letona Dana Reizniece-Ozola y el luxemburgués, Pierre Gramegna, ambos liberales.

Contaba con el apoyo explícito de nueve países del Eurogrupo, entre ellos Francia, Alemania, Italia y EspañaEl hombre fuerte dentro del Gobierno del socialista António Costa para apuntalar el sistema financiero y revertir las medidas de austeridad impuestas con la crisis y el rescate luso, partía como favorito para suceder al holandés Jeroen Dijsselbloem al contar con el apoyo explícito de nueve países del Eurogrupo (entre ellos Francia, Alemania, Italia y España) de los 19 votos que necesitaba de los ministros de países que comparten la moneda única.

Nacido en 1966 en la localidad de Olhão, en el sur de Portugal, cumplirá 51 años el próximo 9 de diciembre. Economista de formación, asumió la cartera de Finanzas en noviembre de 2015 dentro del Gobierno del socialista Antonio Costa, que está apoyado por los comunistas y el Bloque de Izquierdas.

Descrito en la prensa de su país como un economista "liberal", está especializado en el mercado de trabajo y sus áreas de investigación son la Economía del Trabajo, la econometría, la microeconomía y la teoría de los contratos.