El arzobispo de Valencia, Antonio Cañizares ha apuntado al aborto, la eutanasia, la fecundación artificial o el matrimonio homosexual como los "principales peligros para la Constitución" actualmente, según ha declarado en una carta de conmemoración por el aniversario de la misma. El cardenal también ha identificado al independentismo como "la puesta en riesgo de la unidad e integridad de España".

En esta misiva, Cañizares ha hablado sobre las cuestiones sociales que, a su parecer, perjudican la "dignidad inviolable de todo ser humano", de las que solo ha hecho referencia a la "vulneración del derecho a la vida con el aborto y la eutanasia, con la fecundación artificial o experimentación de embriones que algunos propugnan", un aspecto, señalaba, que incluye  "los referidos al matrimonio reconocido por la Constitución únicamente entre el hombre y la mujer".

A su vez, el arzobispo ha cargado contra el independentismo, considerado como "nacionalismos excluyentes y la puesta en riesgo de la unidad e integridad de España" y uno de los principales desafíos con los que "a casi cuarenta años de la Constitución nos enfrentamos".

También ha apuntado a las "nuevas ideologías, como la de género", como otra de las preocupaciones que "es preciso superar con fidelidad a nuestra Constitución".