El Gordo, el 71198, se ha ido este año hacia Galicia, en concreto a Vilalba (Lugo), una de las localidades afectadas por el fuego este verano, y aunque se ha resistido hasta el mediodía en el bombo, ha llenado de alegría a trabajadores de un colegio, de una residencia de ancianos y a clientes del bar Cascudo.

Los niños Yossueff Salhi y Noelia Katiuska han tenido la fortuna de cantarlo —a las 11.54 horas en el décimo alambre de la sexta tabla—, saltado a la fama por ello, después de haberlo soñado en muchas ocasiones, tal y como han reconocido ante los medios de comunicación, pero otra de las protagonistas infantiles ha sido Aya, que con su "miiiiiiiill" euros ha cautivado al público asistente en el Teatro Real.

Aunque la mayor parte del premio se ha quedado en Lugo, también viajó hasta Málaga, Jaca (Huesca), Baeza (Jaén), Sort (Lleida), Madrid, Torrejón de Ardoz (Madrid), Santander, Cádiz, San Bartolomé (Las Palmas), Murcia, San Pedro del Pinatar (Murcia), Granadilla de Abona (Santa Cruz de Tenerife) y Benetússer (Valencia).

Según la Delegación de Loterías y Apuestas del Estado, en Vilalba se han vendido 130 series de ese número —520 millones— en Loterías El Alcázar, ubicada en la Rúa da Pravia, en pleno centro de la localidad lucense.

En Madrid, Oliva Muiña ha repartido —después de 30 años de lotera— una serie del 71198:

También se ha vendido parte de este premio en la famosa administración La Bruixa d'Or de Sort (Lleida), después de tres años sin caer el Gordo en Cataluña. Su lotero, Xavier Gabriel, que por primera vez no sigue el sorteo desde la administración y lo ha hecho desde Pamplona, ha asegurado en declaraciones a Europa Press: "Hemos subido con el primer premio, con el segundo y con dos quintos".

Una gasolinera agraciada

La gasolinera de Granadilla en la autopista del sur de Tenerife ha confirmado su fama de afortunada en la Lotería, tras repartir por quinto año consecutivo premios principales del sorteo extraordinario de Navidad, y dar un pellizco al Gordo. Los clientes de esta estación de servicio se repartirán este año más de 3,2 millones de euros, pues ha vendido un décimo del primer premio.

Además, en este local receptor de lotería se han vendido para este sorteo 22 décimos del segundo premio, que ha correspondido al número 51244, con lo que ha repartido 2.750.000 euros, a los que hay que sumar los 120.000 euros que corresponden a veinte décimos del 58808, uno de los quintos premios.

También ha vendido dos décimos del quinto premio que ha recaído en el número 00580, con lo que ha repartido otros 12.000 euros, y un décimo del 22253, lo que supone otros 6.000 euros. Y este es el quinto año consecutivo que este local receptor de lotería reparte premios del sorteo extraordinario de Navidad, ha dicho la empleada Idiley Borrell, quien ha añadido que los décimos se han vendido por máquina.

La suerte toca también en una residencia de ancianos

Una veintena de trabajadores de la residencia de ancianos Sagrado Corazón de Campo de Criptana (Ciudad Real) han sido agraciados con el Gordo. De los 25 trabajadores de la residencia, 22 llevan el número premiado, algunos un décimo entero y otros compartido, según han explicado fuentes de la residencia de mayores.

Los décimos han llegado a Campo de Criptana a través de un voluntario de la residencia, que los adquirió en Lugo y los distribuyó entre empleados del centro y otros voluntarios. En total, han llegado a Campo de Criptana 26 décimos del número 71198. Por su parte, el alcalde del municipio, Antonio Lucas-Torres, ha expresado su "gran alegría" por este premio que ha llegado al municipio, porque "va a ayudar a personas que lo necesitan y a gente trabajadora", ha precisado.