El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, respaldaba este martes la labor de la ministra de Sanidad, Carmen Montón, y daba a entender que no tenía previsto pedirle la dimisión por las presuntas irregularidades en torno a su máster por la Univerdad Rey Juan Carlos (URJC). "La ministra está haciendo un extraordinario trabajo y lo va a seguir haciendo", ha dicho en el Senado.

El presidente ha destacado que, en 100 días de Gobierno, Monton "ha recuperado los niveles la universalidad de la sanidad pública", en relación al real decreto ley que convalidó el Congreso la semana pasada que devolverá el derecho a la asistencia sanitaria a los inmigrantes irregulares y que Montón se encargó de defender en la Cámara.

Asimismo, Sánchez le ha atribuido a la ministra que "el pasado viernes se puso en marcha la tramitación de una ley muy importante para este Gobierno contra la violencia infantil".

"[Montón] está haciendo lo que se le pidió, revertir los recortes, recuperar y avanzar. La ministra está haciendo un extraordinario trabajo y va a seguir haciéndolo", ha reiterado Sánchez.

De esta manera, Sánchez alejaba la sombra de la dimisión de Montón, que este martes también ha recibido el respaldo público del secretario general del PSOE, José Luis Ábalos, y de la portavoz en el Congreso, Adriana Lastra, a pesar de que, en opinión de el resto de grupos parlamentarios, todavía no ha explicado suficientemente las dudas sobre su máster, por ejemplo, en relación a su asistencia a clase a sus calificaciones.

Montón iba a comparecer en el Congreso para explicarse, según ha informado este martes Lastra, aunque otros grupos como Podemos o Ciudadanos y a habían pedido su comparecencia este lunes, cuando eldiario.es publicó las primeras informaciones sobre presuntas irregularidades en el máster de Montón que recuerdan mucho a lo ocurrido en los casos de la expresidenta de la Comunidad de Madrid Cristina Cifuentes o del presidente del PP, Pablo Casado.

No obstante, para el PSOE estos casos no son similares y, después de un día de silencio en el que este lunes ni responsables del PSOE ni del Gobierno quisieron manisfestarse sobre el caso Montón, el presidente del Gobierno ha zanjado la cuestión diciendo que está haciendo un "extraordinario trabajo y que lo va a seguir haciendo".