Es el caso de la actuación que la japonesa Naoko llevará a cabo en el centro Asprosub de Morales del Vino, una salida ya tradicional para personas con discapacidad psíquica.

El Centro Terapéutico Ciudad Jardín, de la Asociación de Alzhéimer Zamora, servirá también de escenario para otro de los espectáculos firmado por el español Teto y su 'Magia para recordar'.

Por otro lado, la Plaza Viriato se suma a los escenarios de calle y acogerá la actuación del ruso Viktor Renner, quien hará gala ante los zamoranos de su destreza como manipulador, así como su maestría de mago de cerca.

Renner, primer premio en el Magic International Day de Londres, recala, en el marco de las jornadas, por primera vez en España. Le cederá el turno a Sam Sebastian que, en la Plaza Mayor, fusionará sus efectos de malabarismo con su divertida magia. El artista eslovaco ha sido uno de los grandes triunfadores en el Bamberg Festival de Alemania y, al igual que Renner, su participación en estas jornadas supone su debut en España.

Por su parte, el público que aún no haya podido disfrutar de una de las novedades de esta vigésimo quinta edición, 'Magia en la oscuridad', tiene el jueves su penúltima oportunidad. El mago chileno Juan Esteban Varela propone "el único espectáculo en el mundo que se desarrolla en la más completa oscuridad".

Con la colaboración de la ONCE, las Jornadas han programado una propuesta que sustituye los habituales recursos visuales por otros relacionados con el intelecto, la fantasía y la emoción para que las personas invidentes, y también videntes, puedan disfrutar de la magia.