Nacional

Signos del zodiaco
©GTRESONLINE

No todo son virtudes y rasgos angelicales en los signos del Zodiaco, también todos ellos, como sucede con los seres humanos a los que influyen, encierran un lado oscuro e incluso demoniaco que nos interesa mucho conocer para poder dominarlo o alejarnos de él. 

Toda luz tiene su correspondiente sombra y en esta ocasión nos centraremos en el lado más sombrío de los doce signos para poder conocerlos plenamente y descubriremos que este solo es el reverso de sus virtudes, como el negativo de una foto.

ARIES

Aries es pura energía, fuego desencadenado, pero cuando esta se canaliza mal entonces se convierte en destructiva y terriblemente peligrosa, el fuego que arrasa y destruye todo lo que se pone a su paso. Cuando esta se canaliza bien nos dará a un héroe, pero si sucede todo lo contrario entonces tendremos al bandolero o el navajero, la ira y la violencia descontrolada que destruye a las cosas y personas de su entorno y finalmente se acaba atrayendo su propia destrucción. Las cárceles están llenas de Aries.

TAURO

La sana atracción por los placeres y por disfrutar de las mejores cosas de la vida puede acabar transformando a un Tauro moralmente inferior en un verdadero monstruo de egoísmo cuyo dios es el becerro de oro y el sentido de su vida sea tan solo acumular dinero y placeres. Al mismo tiempo su constancia y perseverancia puede transformarse en una fatal obstinación que le lleve a seguir ciegamente algún camino que finalmente le lleve a la destrucción junto a una visión muy materialista del mundo y la vida.

GÉMINIS

La superdotada inteligencia de Géminis puede acabar transformándole en un sujeto frío, calculador y escéptico, que solo cree en lo que ve o está demostrado. Su innata habilidad para caer de pie en todas las situaciones puede convertirle en un magnífico estafador, un mentiroso compulsivo que se cree sus propias mentiras y embauca divinamente a todos. Su naturaleza dual o polifacética puede llevarle a un destino errático y sabe cómo jugar mejor que nadie con los sentimientos y con las personas.

CÁNCER

Cuando la hipersensibilidad y emotividad de este signo se canalizan mal entonces se convertirán en una poderosa arma autodestructiva y conducen al nativo a la inestabilidad y a un carácter neurótico, histérico o lunático. Se encierran fatalmente en su coraza y se aíslan del mundo y de la realidad al sentirse impotentes e incapaces de afrontarla, en su lugar su alma se refugiará en el pasado y los recuerdos en una situación que debido a los miedos y angustias equivaldría a negarse a salir del seno materno

LEO

Cuando se canaliza bien Leo tiene el corazón más espléndido y generoso, que ama a todos y lo perdona todo, pero si se canaliza mal sus defectos estarán a la altura de sus virtudes y en ese caso puede convertirse en un temible tirano lleno de orgullo, arrogancia y prepotencia. Cuando está disonante Leo sacará al exterior el fiero león que lleva dentro y se dejará arrastrar por los más violentos impulsos e instintos guiados siempre por un Ego inmenso que tiene la más absoluta seguridad de que se lo merece todo.

VIRGO

Signo de grandes virtudes intelectuales y espirituales cuando da lo mejor de sí mismo, incluso de sabios y santos en su lado más excelso, serio, espartano y sacrificado. Pero cuando está mal canalizado mostrarán un carácter severo y exigente, que solo se fija en el detalle y deja de lado lo fundamental, son personas rígidas y estrechas de mente con un terrible sentido crítico, que se aferran con ciega pasión a lo que no tiene importancia, perfeccionistas en grado sumo, se ofenden o duelen con enorme facilidad.

LIBRA

Este es el signo del amor, la paz, la armonía y la concordia, pero tras su imagen exterior positiva y distendida se esconde a menudo una naturaleza interior pesimista y melancólica, y además mucho más fría y calculadora de lo que aparenta. Asimismo tras su lucha por la paz y la concordia se esconde a menudo una renuncia a la lucha y la defensa de sus derechos, que rinde el castillo sin disparar un solo tiro, no soporta las situaciones de violencia o tensión y si es preciso pierde de sus derechos con tal de evitarlas.

ESCORPIO

Se dice que este signo posee las más altas virtudes y los peores defectos, encierra en su interior un ángel o un demonio. Cuando muestra su lado malo se entregará ciegamente a sus instintos y puede ser tan peligroso y destructivo como autodestructivo, ya que ellos son sus peores enemigos. Pueden llegar a ser terriblemente rencorosos y vengativos y encierran en su interior un fuerte lado sado-masoquista y una secreta e irremediable atracción por el mal y por todo lo prohibido, peligroso y que atemoriza a otros.

SAGITARIO

Estos nativos están dotados de las cualidades más atractivas: optimismo, esperanza, fe, idealismo, bondad o altruismo, pero cuando desarrollan su lado malo todas estas virtudes se pueden transformar en gran soberbia, orgullo y arrogancia. En otros casos su bondad y espiritualidad natural se transformará en hipocresía y santurronería, guarda las apariencias en el exterior, pero luego se entrega a toda clase de pasiones degradantes. Otros nativos tendrán una personalidad muy rebelde, libertaria e indómita.

CAPRICORNIO

En su mejor versión estos nativos afrontan con éxito las mayores dificultades y escalan las cimas más altas de la vida, pero sus defectos están a la misma altura de las virtudes y en su peor versión serán duros e inhumanos consigo mismo y con los demás, reprimirán o bloquearán sus impulsos y emociones y sufrirán terribles tormentos espirituales. La vida les pondrá, o ellos mismos se buscarán, un destino extremadamente doloroso y difícil muy alejado de sus sueños íntimos. Grandes temores y ansiedad.

ACUARIO

No hay duda de que es uno de los seres humanos más evolucionados cuando sacan lo mejor de sí mismos, idealistas y espirituales en el más alto grado, pero cuando muestra su peor cara los defectos están a la altura de las virtudes, entonces pueden ser muy intransigentes y radicales o también excéntricos, locos o revolucionarios, que predican una cosa y hacen otra completamente distinta, hablan de la paz, pero actúan a sangre y fuego. También en ocasiones se muestran muy altivos, engreídos y prepotentes.

PISCIS

En su mejor versión estos nativos rozan la santidad y se entregan a sus semejantes en cuerpo y alma con todo el amor del mundo, pero Piscis es un signo dual y el tipo negativo será todo lo contrario, huye de la realidad y se refugia en el alcohol, las drogas u otras adicciones. El sincero espíritu de sacrificio y renuncia puede transformarse en masoquismo y entregarse a un martirio carente de sentido. También pueden entregarse a las mayores perversiones eróticas y a todos los placeres más escatológicos y refinados.

loading...