Noticias

Megan Fox culpa a 'Transformers' del fracaso inicial de 'Jennifer's Body'

'Su fracaso tuvo que ver con mi imagen en esa época, quién era yo en el medio y la reacción negativa a eso', ha afirmado sobre el batacazo del filme.

Megan Fox culpa a 'Transformers' del fracaso inicial de 'Jennifer's Body'

Aunque ahora considerado un título de culto, el estreno de Jennifer's Body en 2009  llegó cargado de duras críticas y malos resultados en taquilla. Afortunadamente, con el paso de los años la película escrita por Diablo Cody y dirigida por Karyn Kusama ha sido reivindicada como una comedia de terror inteligente y feminista.

Megan Fox, la protagonista del filme, ha concedido ahora una entrevista en el podcast Eli Roth’s History of Horror: Uncut, en la que se ha referido al fracaso del filme en 2009 y su posterior éxito: "Es un buen círculo. No esperaba que creciera así. Pero ver que ahora es apreciada me hace sentir muy bien", ha asegurado: "Estoy feliz por Diablo y por Karyn, toda esa gente trabajó duro para hacer un proyecto de gran calidad que fue criticado por razones que no tienen nada que ver con ellos". 

"Mucho de eso tuvo que ver con mi imagen en esa época, quién era yo en el medio en esa época y la reacción negativa a eso. La película nunca tuvo una oportunidad", ha afirmado la actriz. En el filme, Fox daba vida a a una estudiante de instituto poseída que se alimentaba de sus compañeros de clase masculinos. La campaña de marketing vendía la película como 'un gozo sexual' para chicos jóvenes, por lo que muchos críticos la etiquetaron como "una Crepúsculo para chicos".

Fueron pocos los que vieron los temas reales que planteaba: la sexualidad, la pérdida de la inocencia, la competitividad femenina... Para Fox, el batacazo de Jennifer's Body se debió a que ella se había convertido en una sex symbol tras su paso con 21 años por Transformers. "Estaba siendo un poco vilipendiada cuando la película se preparaba para su estreno, fue una yuxtaposición interesante tener una gran fama antes de que la película saliera y después... empezaron a derribarme", ha añadido en la entrevista.

"Después tuve varios problemas con alguien con el que había trabajado en la industria. Esto pasó justo cuando estaba de tour con Jennifer's Body. Creo que todo explotó a la vez", ha afirmado: "La gente me vio como algo negativo o con malas intenciones o simplemente como alguien muy superficial y egoísta". Según la actriz, la respuesta negativa a Jennifer's Body deja en evidencia la misoginia y las dificultades de ser una chica adolescente que denunciaba precisamente la película.

"Ser una adolescente es difícil. Cómo interactúan las otras chicas contigo en el instituto, o las expectativas sobre ti en el mundo o en los medios, y las cosas que vemos en los anuncios de cómo deberíamos vernos, es mucha presión", ha explicado: "Toda chica puede sentirse identificada con el sentimiento de: 'Me han quitado el poder. ¿Qué haría si recuperara ese poder y algo más?'. Esa es una de las cosas con las que se identifican", ha asegurado, refiriéndose al fanatismo que ahora despierta Jennifer's Body: "Es la bruja salvaje que todas tenemos dentro. Es un arquetipo". 

loading...